Armas buenas, armas malas

Vuelve a oírse hablar de Siria después de unos meses de silencio. Como si hubieran dejado de pasar cosas terribles en los últimos meses, como si hubiera algún tipo de tregua que se hubiera roto ahora.

No, en Siria no ha habido ningún cambio importante. Lo que ha pasado es que ha habido unas cuantas muertes debidas a algún tipo de intoxicación debido a armas químicas. Y ya se sabe que las armas químicas son intolerables.

Y esto me parece una hipocresía terrible. Es decir, que hay armas buenas y armas malas. Las armas malas están oficialmente prohibidas en casi todo el mundo y usarlas significa echarte encima a la puta comunidad internacional.

Sin embargo, los misiles Tomahawk, los fusiles de asalto, los vehículos blindados de transporte, etc. son buenos. Se pueden usar sin problemas. Son armas buenas, porque… La verdad es que no sé por qué podrían serlo.

Aparte están las armas nucleares, que son buenas si las tienen los buenos. Y por los buenos quiero decir nuestros aliados, no los que sean éticamente menos malos, por supuesto.

Yo, ingenuo de mí, pensaba que las armas eran malas porque hieren y matan a seres humanos. No debe de ser el caso, claramente, porque hay armas buenas. Pero no entiendo qué es lo que las convierte en buenas. ¿Tú lo sabes?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.