Arrimar el hombro

Y los empleados públicos han experimentado una reducción de salarios reales (por reducciones del salario nominal –el total de euros que cobran– y por la inflación), de alrededor del 10% en media entre diciembre de 2009 y diciembre 2011, caída que va a agudizarse en el futuro (por reducción nominal en algunas comunidades autónomas, por la inflación y por la subida del IRPF). Por tanto, es probable que la reducción salarial durante la baja por enfermedad tenga también un impacto significativo. En fin, en el futuro sería deseable que no se usaran solo castigos sino también premios para los empleados públicos con mayor productividad.

Samuel Bentolilla, en Nada Es Gratis, blog poco sospechoso de izquierdismo radical

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.